lunes, 2 de abril de 2012

Septiembre 'caliente en elche'

En Elche, septiembre resultó 'caliente' en lo que llevábamos andado de inicio de curso -educativo, social y político también- y lo digo a pocos días de finalizado el mes, entrados ya en octubre.

A los ya habituales y cansinos problemas anuales y propios de la época -falta de espacio en colegios e institutos, necesidad de nuevos centros como el IES 11, barracones, carencia de profesores, encarecimiento y consiguiente 'mareo de perdiz' por cambios a última hora en los libros de texto, entre otros aspectos- hay que sumar o añadir hechos importantes de bien común como la ausencia de educadores especiales en colegios como 'Miguel de Cervantes', la negativa de Consellería a conceder un intérprete de lengua de signos para una estudiante sordomuda, el retorno activo de las movilizaciones de los afectados de Afinsa o la dichosa torre de alta tensión en el suelo del futuro segundo hospital, por citar algunos ejemplos de tantos problemas que se están dando en la ciudad.

Niños que en casco urbano pero sobre todo en algunas pedanías, que aún no habían podido iniciar las clases. Masificación en aulas y centros, falta de suficientes profesores hasta el extremo de que se dice que los interinos aún no han llegado.

Padres del sector V-Pla que siguen reivindicando el nuevo instituto número 11 del que parece haberse 'olvidado' la consellería de Educación.

Barracones que no dejan de ser eso, barracones, aunque parezcan portátiles además de decentes y bien dotados. Subidas espectaculares en los precios de los libros de texto y caprichosos cambios de última hora por parte de algunos profesores en algunos de los libros con el consiguiente dolor de cabeza de padres, alumnos y libreros; un hecho bastante 'kafkiano'.

La falta de educadores especiales en el C.P. 'Miguel de Cervantes' y en el centro 'Virgen de la Luz' para atender a niños con discapacidades y la pasividad de la Consellería ha obligado lamentablemente a este centro a denunciar la situación al Síndico de Agravios, esa especie de autonómico defensor del pueblo que ya veremos qué responde y cuando, que la necesidad apremia.

Lo del intérprete de lengua de signos no es nuevo, viene de hace años y continúa pendiente a pesar de las presiones de padres, familiares, profesores y compañeros de la jóven estudiante sordomuda afectada. El pasado curso ya alertó de su problema y del pasotismo de la administración autonómica competente.
Y la vida sigue igual. Resulta penoso, triste y lamentable que en la tercera ciudad de la Comunidad pasen estas cosas más propias de países tercermundistas.

De los afectados ilicitanos por el desfalco de Afinsa-Fórum Filatélico, cabe decir que están más que hartos de que los ninguneen, les den largas y falsas promesas, así que reiniciaron la actividad reuniéndose y ya amenazan con un otoño al rojo vivo mediante nuevas movilizaciones. Les deseo suerte, que no me gustaría estar en el pellejo de cualquiera de ellos.

Y lo peor, la torre de alta tensión del terreno liberado para ubicar el fururo segundo hospital. La torrecita de marras está siendo objeto de discordia, acusaciones y enfrentamientos entre administraciones y partidos políticos gobernantes y opositores; asi pues, el Ayuntamiento y la Generalitat , el PSOE y el PP, andan a la greña perdiendo el tiempo en discusiones mientras lo verdaderamente importante queda paralizado sufriendo otra demora: el segundo hospital.

Todas estas problemáticas situaciones demuestran políticas incapacidad de diálogo, falta de consenso y escasez de tolerancia. Y es que prima más liarse a acusaciones, aparecer en la prensa y olvidarse del bien colectivo común o de las necesidades sociales de los ciudadanos, que acabamos pagando justos por pecadores los trastos rotos de nuestros políticos. Debería darles vergüenza...

Por Josep Esteve Rico Sogorb

No hay comentarios:

Publicar un comentario