viernes, 5 de febrero de 2016

La placa conmemorativa del 125 aniversario del PSOE de Elche

Ahora que ya ha pasado un tiempo prudencial y se calmaron los ánimos, tras oír a todas las partes, voy a opinar sobre la placa conmemorativa del 125 aniversario de la fundación del PSOE de Elche. Placa que se colocó en la fachada del Molí Real.

Verán ustedes, no quiero molestar a nadie, ni que se ofendan todas las partes implicadas en este tema y que ya opinaron en su momento. Mi forma de criticar es siempre constructiva. Critico aspectos de los hechos y nunca a las personas. Además, estamos en democracia y ejerzo mi derecho a la libertad de expresión, en este caso de opinión.

Recordemos que el PSOE celebró la efeméride de su creación colocando una placa donde durante años ya la hubo y que en 2012 fue arrancada en un acto vandálico, supuestamente. La coincidencia aquel año con el partido que gobernaba y que ahora en la oposición se manifestó contra de la reposición de la placa, resulta cuanto menos paradójica.

El Partido Popular mantuvo su legislatura sin restaurar la placa arrancada y que durante muchos años estuvo puesta en el Molí Real recordando a aquellos 24 ilicitanos socialistas que, reunidos en aquel molino propiedad de unos de ellos, el harinero Pascual Román (que después fue el primer alcalde de la II República), crearon la agrupación socialista ilicitana. El molino de “Els Chorrets” en aquel momento no era público ni municipal, sino privado y tenia propietario. Este molino era la casa del co-fundador del PSOE local y como anfitrión o cicerone, convocó o citó e invitó a los demás a su casa.

Aquel evento fundacional de la agrupación socialista ilicitana hace 125 años fue, es y debe reconocerse como un hecho histórico. Una página de la historia de Elche y de los ilicitanos, suceso de la memoria colectiva local, ejemplo de ilicitanismo e identidad autóctona localista; todo ello al margen de la ideología y de las simpatías o de las antipatías hacia el partido objeto de conmemoración. El PSOE de Elche, por suerte o por desgracia para unos u otros, es un partido histórico y no tenemos culpa de que se fundara en un molino que fue privado y que ahora es municipal. Pudo crearse en un bar pero no lo fue,  la cosa sucedió así, y hay que admitirlo. Son los hechos y a ellos me remito.

Por el contrario, el PP de Elche es un partido joven, reciente, refundado en plena democracia y a partir de la extinta AP de la transición. Igualmente, por suerte o por desgracia para unos u otros, (tampoco tenemos culpa de ello), el PP ilicitano no tiene un lugar histórico fundacional tan señalado e importante como lo tiene su adversario. Porque si los populares lo tuvieran, si el PP de Elche se hubiera fundado de forma similar al PSOE local en un lugar histórico, yo apoyaría la presencia de una placa conmemorativa, claro que si. Pero no es el caso. Y lo siento, de corazón.

Por otra parte, lo que sí es criticable en la composición de la placa del PSOE, es la utilización del escudo de la ciudad o del Ayuntamiento cuando era un evento histórico si, pero particular, de partido y no municipal, es decir, de la Corporación. (Ya sé que el escudo municipal está en la actual placa porque en la original de los años 80 se colocó, lo que para mi fue un error). La placa pudo haber llevado, y así tuvo que haber sido, el logo del PSOE. Habría sido lo suyo, idóneo, apropiado, justo; separando lo que es la política de partido de lo que es la política institucional. Eso si, añado que, algunas palabras del texto (que solo estaban en valenciano cuando tendrían que haber estado también en castellano, en ambas lenguas, pues existe un bilingüismo y hay legalmente cooficialidad, y por respeto a ambos parlantes) no son formas autóctonas sino importadas del habla catalana. En el texto echo de menos una utilización de léxico nuestro, propio y genuino, y veo un abuso de palabras forasteras, de la vecina Catalunya. Pero esto es otro cantar.

Respondiendo a la acusación popular de que el equipo de gobierno presuntamente pagara la placa con dinero público del Ayuntamiento, es decir, de los ciudadanos contribuyentes; hay que reconocer que el PSOE y el alcalde socialista (perdón, secretario general local) llevaban razón: la factura la pagó el partido.

Todos llevaban algo de razón. Unos, el PSOE, tenía derecho a realizar su evento homenaje a un suceso histórico y a reinaugurar la placa. El PP quizá tuvo razón en que el edificio es municipal y no debe ostentar publicidad partidista. Esta afirmación se cae por su propio peso: estamos ante un hecho histórico EXCEPCIONAL ya que allí se fundó la agrupación socialista local. Yo mismo, para comprobar si todo ello provocó malestar, pregunté a los miembros de la Asociación de Bellas Artes, entidad que tiene su sede en el Molí Real. Pues bien, me dijeron que no les molestaba la placa porque estaría fuera y no dentro. Comentaron que si se hubiera colocado en el interior, les habría resultado grave, molesto e inapropiado y se habrían opuesto por significar politizar la sede de los pintores. Los directivos de la asociación reconocieron que, al fin y al cabo, allí pasó aquello, fue historia y lo es, y como tal hay que respetarla.

Nadie tuvo toda la razón: pero mayoritariamente, el PSOE, y minotariamente el PP.  Hay aspectos de unos y de otros en los que coincido y en los que discrepo. Que la perfección no existe.

Eso si, yo la placa la habría puesto en el mismo sitio, pero sin el logo del Ayuntamiento, en ambas lenguas, valenciano y castellano, y haciendo alusión solo a la agrupación socialista, al hecho histórico (incluso poniendo los nombres de los 24 fundadores congregados allí hace 125 años, que eso da prestigio) y por supuesto, sin “forasterismos” léxicos en su texto. He dicho.
 

Por Josep Esteve Rico Sogorb
(Publicado en diario elche news)

http://elchenews.es/opinion/la-placa-del-moli-real/

No hay comentarios:

Publicar un comentario